EL RETRATO CONTEMPORANEO por Robert Lino
El retrato contemporáneo ha cambiado mucho en su mensaje y apariencia. Los clientes buscan imágenes mas reales, con sentimientos y naturalidad. Aunque siempre se preste atención a los elementos básicos como equipo, iluminación, pose, composición y valor artístico de cada obra en muchos casos éstos pasan a ser secundarios dándolo mas importancia a la expresión y sentimiento que lleva la imagen.
Por muchos años los fotógrafos profesionales hemos tomado gran interés en respetar las reglas establecidas para un buen retrato. Hoy en día muchas de esas reglas son rotas para lograr el objetivo de proyectar una imagen llena de sentimiento y a la vez de apariencia muy natural y poco posada. Para esto es muy importante conocer y comprender estas reglas, así podemos anticipar el efecto que hacer lo contrario nos va a proporcionar. No es solo romper reglas por el simple hecho de romperlas.

El primer concepto para incorporar un realismo emocional en nuestro trabajo es una verdadera comunicación con el cliente. Es importante entender cuales son los motivos que han traído a esta persona hasta nosotros y cual es el mensaje que éste quiere captar en su retrato. Mucho mas que ser fotógrafos, debemos convertirnos en amigos, brindándoles la seguridad y autoestima que muchos necesitan para sentirse a gusto frente a nuestra cámara. Mas que dirigir o pedirle a nuestro cliente lo que nosotros queremos que él haga, es muy importante observarlo detenidamente, con discreción, tomando en cuenta sus gestos, reacciones y lenguaje corporal cuando éste está fuera de la toma. Tal vez un gesto suyo, ó la posición de las manos de esta persona, no siga al pie de la letra las reglas de cómo posar para un retrato, pero a su vez, el simple hecho de romper esta regla nos proyecta el mensaje de nuestra imagen.
La habilidad para proyectar sentimientos en una imagen no es algo muy fácil de enseñar. Requiere mucha observación a atención a pequeños detalles. Es importante mantener los ojos bien abiertos, mirar con detenimiento a nuestro alrededor. Como se comporta la gente, como reaccionan a diferentes situaciones, que gestos o expresiones hacen que proyecten sus sentimientos. El cine o las vallas comerciales son una gran vía de aprendizaje. Cuando tenemos una imagen gigante, con una persona de cerca, el mas mínimo gesto nos demuestra lo que esta persona siente.

Otra buena idea es observar con detenimiento cada imagen que se presente ante nuestra vista. Interpretarla y crear una historia describiendo lo que vemos. Luego identificar los elementos de la imagen que nos han provocado esa interpretación. De esa manera, cuando queramos proyectar nosotros este sentimiento sabremos que hacer para lograrlo.

Uno de los ejemplos mas común de este estilo de fotos son los retratos de boda y parejas.
Los clientes de hoy no quieren imágenes tensas y faltas de expresión. Las parejas están llenas de amor y pasión y quieren mostrar esos sentimientos en sus retratos. Como primera regla, debe limitarse el número de fotos que hacemos con los sujetos mirando a la cámara y riendo. Si posamos a nuestros clientes, de manera correcta y favorecedora a su figura, pero a la vez en un estilo interactivo, mirándose en tres si, recostado uno sobre el otro, con su interés en otro lugar que no sea nuestra cámara, éstos van a proyectar una imagen mucho mas natural y espontánea.
En vez de colocar sus manos correctamente una sobre otra, bien posadas, deje que ella deslice sus dedos suavemente entre los cabellos de él, ó le acaricie su nuca, mientras él la toma de la cintura y se miran sonrientes, incline un poco la cámara, para crear un aspecto mas informal. Durante los pasos de la boda, como la misa, intercambio de anillos, brindis ó baile, no llame la atención de las personas hacia la cámara, capte el instante tal como fue. Haga siempre algún retrato tradicional mirando a la cámara pues siempre lo van a pedir, pero solo unos pocos, el resto mas casual.
El mismo concepto aplica a retratos de familias o niños. Siempre los padres quieren que su niño se ría y mire al fotógrafo, pero esto no es siempre necesario ni artístico. Capte al niño o a la familia tal como son, con su personalidad y en actividades, no es solo crear un mapa de la cara del sujeto, vamos a crear un retrato de su personalidad.

OscarArticulosRobert LinoEL RETRATO CONTEMPORANEO por Robert LinoEl retrato contemporáneo ha cambiado mucho en su mensaje y apariencia. Los clientes buscan imágenes mas reales, con sentimientos y naturalidad. Aunque siempre se preste atención a los elementos básicos como equipo, iluminación, pose, composición y valor artístico de cada obra en muchos casos...El Blog de los Fotografos y los Videografos